Android 10 te pregunta si deseas mantener los datos al desinstalar

En el Android 10, se han presentado cambios e innovaciones muy interesantes para los usuarios. Cambios que tienen que ver sustancialmente con la gestión de los datos y archivos derivada de la información personal. No hay que olvidar que un smartphone o una tablet es un pequeño ordenador que sintetiza nuestra personalidad y nuestra gestión de archivos.

En el Android 10 se habla entonces del concepto Scoped Storage. ¿Qué representa esto? Se trata de la restricción al acceso de archivos producidos por otras aplicaciones. Google decidió relajarse frente a estas restricciones, para luego verlas proyectarlas de manera perfecta en Android 11.

Ya desde la presentación de Android Developers Summit del 2019, el gigante tecnológico de Internet, indicó los cambios que se realizarían en Android 10 en materia de almacenamiento. Una de las innovaciones más importante era la referente a los archivos derivados de las mismas aplicaciones.

Una reforma que protege tus datos

Ahora, los gestores de archivos de estas aplicaciones van a necesitar de ciertos permisos determinados que solo otorgará el sistema operativo de Android. El Scoped Storage se considera como algo obligatorio para las nuevas generaciones de Android. Lo que supone esto, es el modo en que los archivos se almacenan de manera restringida.

Para decirlo de una manera resumida, lo que supone el Scoped Storage es que las aplicaciones no tendrán que solicitar acceso a los datos y/o archivos de manera legal al usuario. Ya sabes que cuando descargas una app, esta le pide al usuario acceso a sus carpetas. Atención, por si no lo sabías, esta autorización no quiere decir que la app estará espiando tu contenido.

Lo que sí ocurre es que la autorización le permite a la aplicación acudir a las carpetas autorizadas para poder enviar una fotografía, un documento o cualquier otro archivo. Es una cuestión relativa a los datos mismos con los que opera tu teléfono y los algoritmos con los trabaja la aplicación.

Google siempre piensa en la seguridad de los usuarios

Con el sistema de Scoped Storage el permiso que concede Google a las aplicaciones para acceder a tus archivos no se otorga de manera tan fácil. Solo se cederá para aquellas aplicaciones en las que evidentemente se necesite de ingresar a los gestores de archivo y aplicaciones de copia de seguridad.

El asunto que ese permiso, aun así, no concederá a las aplicaciones involucrarse a las mismas carpetas externas del usuario. Esta optimización acontece directamente en el mismo teléfono, no a través de la plataforma de Google Play Store. Es decir, se trata de una actividad de protección de datos que se ha desarrollado directamente en el sistema operativo.

El Scoped Storage sintetiza entonces que los archivos generados en una aplicación serán almacenados en una carpeta exclusiva. De esta manera, se mantiene una mayor privacidad entre lo que es la actividad de las otras carpetas del usuario y las aplicaciones.

Las aplicaciones no tendrán acceso por completo a tus carpetas

Por si aún no acabas de entenderlo, en esa carpeta serán tramitadas, por ejemplo, las imágenes que elijas de tu galería. Se hace entonces una pequeña migración por cada archivo, donde la app no tendrá acceso por completo a la galería. ¿No te parece sensacional? En ese sentido se refuerza tu seguridad.

Pero, para darle mayor solidez, Android 10 te va a preguntar, en el momento en que se borre la aplicación si deseas mantener dicha carpeta. En el caso de que decidas que no, la aplicación desaparece y se lleva consigo también a la carpeta.

Será una solución muy fantástica que te permitirá mantener tus datos. Esta preservación garantizará que cuando vuelvas a descargar la aplicación, esta misma reconozca dicha carpeta y empiece a trabajar con dicho almacenamiento.

Hey… pero, ¿esto no es algo nuevo?

Sí, sí, esa pregunta más temprano que tarde terminaría por asaltar tu cabeza. ¿Acaso no existen aplicaciones que ya realizan eso? Sí, abundan las aplicaciones que ofrecen esa cobertura para los usuarios. Pero, a partir de Android 10, todas las apps se verán obligadas a realizar dicha petición antes de proceder a la eliminación.

Porque, tal como ya se especificó, este será una petición que realizará directamente el sistema de Android 10. El algoritmo del sistema operativo ha sido optimizado para efectuar el resguardo de los archivos en el sistema. No será la misma app la que tendrá que asumir ese trabajo.

Y claro, resulta muy obvio que será el mismo algoritmo de Android 10 el que asumirá esta labor y no directamente cada una de las aplicaciones de Google Play Store. Exigirle a cada una de las aplicaciones que realice dicha optimización implicaría una renovación que tardaría en completarse en meses, por no decir años. Quizá en un futuro, Google sea aún más exigente como para exigirle a todas las aplicaciones que integren un algoritmo que cumpla con esa política de conservación de datos del usuario. Aunque realmente, dada la optimización actual de Android 10, no es necesario.